El Alcalde del municipio Iribarren, Alfredo Ramos, rechazó la decisión del Tribunal Supremo de Justicia de prohibirle la salida del país por presuntamente violar un amparo motivado por el cierre de vías en Barquisimeto.

En rueda de prensa el mandatario local calificó de inconstitucional ese dictamen y señaló no tener miedo ante su posible detención.

“Ese TSJ no tiene validez alguna para sentenciar a alcaldes que fuimos electos por el voto popular”.

Ramos denunció que desde el máximo tribunal del país se ha desatado una persecución contra los dirigentes políticos que forman parte de la Mesa de la Unidad Democrática.

Aclaró que no asistirá a ningún “parapeto de audiencia por parte del TSJ”, porque desconoce esa decisión que va en contra de la verdadera justicia en Venezuela.

Reiteró el llamado a la ciudadanía a participar activamente en el Paro Cívico Nacional convocado para los días miércoles y jueves en todo el país. Manifestó que es momento de continuar en rebelión hasta rescatar el hilo constitucional.


Redacción. @Jeferbanganho 

Publicar un comentario El Periódico de Lara

 
Top