Familiares de difuntos en el Cementerio Metropolitano de Cabudare quedaron nuevamente sorprendidos tras ser víctimas de la delincuencia organizada durante este fin de semana. 

Este domingo, cuando ingresaron a las instalaciones del camposanto, se consiguieron con la triste realidad de que las lápidas habían sido destruidas y otras robadas. 

Esta situación se ha repetido en otras oportunidades, según denuncian los familiares, quienes exigen mayor seguridad dentro del Cementerio, sobretodo en horas nocturnas, cuando los delincuentes ingresan al lugar a cometer sus fechorías. 

Los afectados denunciaron que anteriormente la vigilancia revisaba los vehículos antes de salir del cementerio y que ahora no realizan ninguna acción para impedir los robos. 

Además señalaron que ningún representante del camposanto les ha dado respuesta efectiva a sus reclamos, que no solo ponen en riesgo las instalaciones sino también la integridad de las personas que lo visitan. 

Redacción. @Jeferbanganho

Publicar un comentario El Periódico de Lara

 
Top