La avenida Libertador se convirtió nuevamente en un campo de batalla en horas de la tarde de este lunes cuando se registraron fuertes enfrentamientos entre manifestantes y funcionarios de la Guardia Nacional Bolivariana.

Los choques ocurrieron en las urbanizaciones Bararida y Patarata donde un grupo de jóvenes pertenecientes a la denominada Resistencia se enfrentó a los uniformados que intentaban despejar la vía que estaba obstruida con barricadas.

Los castrenses atacaron a los manifestantes con perdigones y bombas lacrimógenas.
La Guardia Nacional informó que en el lugar fueron detenidas al menos ocho personas “que se encontraban cobrando peaje”.

A través de la cuenta en Twitter del organismo de seguridad, se anunció que a los privados de libertad se les incautaron armas de fabricación casera.




























Redacción. @Jeferbanganho 




Publicar un comentario El Periódico de Lara

 
Top