El papa Francisco deseó que se cree un diálogo en Venezuela y que el país, para el que pidió una oración, encuentre una buena estabilidad, dijo a periodistas antes de iniciar su viaje a Colombia.

Durante el vuelo el papa también pidió que se promuevan caminos de solidaridad, justicia y concordia en Venezuela, en un telegrama enviado al presidente Nicolás Maduro. “Envío saludos cordiales a su excelencia y a toda la gente de Venezuela. Orando para que todos en la nación puedan promover caminos de solidaridad, justicia y concordia, invoco particularmente la bendición de Dios para la paz de todos ustedes” escribió.

Durante su visita a Colombia acudirá a las ciudades de Villavicencio, Medellín y Cartagena de Indias, desde donde partirá el domingo con destino a Roma. Paz para todos ustedes”, escribió.

El pontífice, quien llegó a Bogotá ayer a las 4:10 hora local, fue recibido por el presidente Juan Manuel Santos. Bajó por la escalerilla del avión y saludó con un apretón de manos al jefe del Estado y a su esposa, María Clemencia Rodríguez, con quienes conversó brevemente, así como con el nuncio apostólico, Ettore Balestrero.

Aproximadamente 520 voluntarios tejieron un cordón humano para custodiar al papa Francisco en su primer paseo en papamóvil por las calles de Bogotá.

El pontífice mantendrá un encuentro con un grupo de obispos venezolanos de la Conferencia Episcopal Venezolana. “El papa Francisco recibirá a los obispos venezolanos hoy, después de la misa en Bogotá”, indicó la alta jerarquía de la Iglesia Católica venezolana, en un mensaje en Twitter en el que no dio detalles de la reunión.

Seguridad. 

Centenares de policías y militares blindaron la avenida El Dorado, que lleva al aeropuerto internacional de Bogotá, para garantizar la seguridad durante el primer recorrido en papamóvil.

Por las restricciones de circulación puestas por las autoridades, la avenida presenta un movimiento de vehículos inferior al habitual y sobresalen los policías con sus chalecos verdes ubicados a una distancia no mayor de 20 metros, para mantener el orden durante el desplazamiento papal.

Los pocos vendedores que transitan por la avenida reclamaban que por las restricciones al público no han tenido las ventas esperadas.

Entre los comerciantes también hay muchos venezolanos que llegaron a Colombia para escapar de la crisis en su país y aprovechan la visita del papa para conseguir ingresos vendiendo camisetas y banderas.

“Soy venezolano, de Maracaibo, no hago nada, no consigo trabajo”, dijo Enrique Salazar, un joven de 25 años de edad, que junto con un amigo ofrecía camisetas a los transeúntes.
El público bogotano podrá saludar al papa a partir del monumento Reyes Católicos, situado en las cercanías al aeropuerto.

En algunos edificios residenciales y de oficinas que están en la ruta que recorrerá el papa fueron instaladas banderas de Colombia y del Vaticano, y pancartas alusivas al momento.

Información. @ElNacionalWeb 

Publicar un comentario El Periódico de Lara

 
Top