Robert Mugabe dimitió este martes como presidente de Zimbabue tras 37 años en el poder, anunció el presidente de la cámara baja de este país, Jacob Mudenda, mientras el Parlamento debatía una moción de censura contra él.
Mugabe permanecía en el poder desde la independencia del país, hace 37 años, e ignoró los ultimatum hechos por el ejército y su partido para renunciar al poder.
"Yo, Robert Mugabe entrego formalmente mi dimisión como presidente de la República de Zimbabue con efecto inmediato", leyó Mudenda de la carta de renuncia de Mugabe.
La noticia fue anunciada en una sesión extraordinaria del parlamento convocado para debatir una moción de destitución de Mugabe, que controló todos los aspectos de la vida pública en Zimbabue.
Desde hace una semana el ejército de Zimbabue tomó control del país para "combatir a quienes degeneraban al país". El alto mando militar aclaró que no se trataba de un golpe de Estado, por lo que Robert Mugabe era mantenido en su vivienda de forma preventiva.
Sin embargo, con el paso de los días la protección en su vivienda pasó a considerarse un arresto domiciliario y se iniciaron las presiones para que renunciara, al tiempo que la población tomaba las calles de Arare (capital de Zimbabue) para exigir su dimisión.
Los 37 años de mandato de Mugabe estuvieron marcados por la fama inicial de ser líder del movimiento independentista y las constantes denuncias por violaciones de derechos humanos, corrupción y abuso de poder.
Además, Zimbabue pasó de ser una nación creciente y con una economía en expansión a protagonizar una de las mayores crisis económicas y sociales del mundo, que tuvo como mayor símbolo de deterioro los billetes de 1000 millones de dólares zimbabuenses, cuyo valor equivalente era de un dólar estadounidense, así como una tasa de desempleo que superaba el 90%.

Información. @globovision

Publicar un comentario El Periódico de Lara

 
Top