La violencia que se ha desbordado en el país ha afectado no solo a los habitantes, sino también a todos los funcionarios de los distintos entes de seguridad. De acuerdo con la Federción para el debido Proceso (Fundepro), en lo que va de año han sido asesinados al menos 290 oficiales.
Jackeline Sandoval, directora de la ONG, aseguró para El Nacional Web que la mayoría de las víctimas han muerto durante sus labores de servicio.
“50% son en enfrentamiento, luego por inseguridad. Les roban sus carros, motos, demás pertenencias o el arma de fuego”, indicó Sandoval. Afirmó que, a diferencia de un civil, los delincuentes, al percatarse de que son funcionarios, deciden asesinarlos.
Este jueves murió Keivin Galindo, del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (Cicpc), luego de que el pasado 1° de noviembre recibiera un disparo al resistirse a un robo, en la avenida El Cuartel de la parroquia Sucre.
De acuerdo con una fuente del ente detectivesco, Galindo transitaba por el lugar cuando sujetos desconocidos lo abordaron y bajo amenaza de muerte le pidieron su teléfono celular. Como la víctima se negó, los delincuentes le dispararon y luego huyeron, sin llevarse el equipo.
Según contó la fuente policíal para El Nacional Web, el hombre, tras ser herido, logró enviar una nota de voz a un grupo en su teléfono.
Al lugar acudieron detectives del despacho más cercano, quienes luego lo trasladaron a una clínica ubicada en El Paraíso.
Tras un mes hospitalizado, Galindo se complicó y murió en horas de la mañana de este jueves.
En otro hecho, Antonio José Cordero (32), también del Cicpc, fue ultimado el pasado martes 5 de diciembre, específicamente a las 12:30 am, en un puesto de comida ubicado entre la avenida 9 y 9B de la parroquia Chiquinquirá de Maracaibo.
Se conoció que la víctima estaba con unos amigos en el lugar; luego estos se fueron, por lo que los antisociales aprovecharon para abordarlo y le dispararon en varias oportunidades desde un vehículo marca Hyundai Getz.
Los sujetos huyeron, abandonaron el carro y lo incendiaron.
Funcionarios del Cicpc manejan como móvil la venganza.
Por otra parte, Jackeline Sandoval explicó que la policía del estado Aragua es la más afectada. Solo de esa institución han sido asesinados 29 policías.
A nivel nacional, la Guardia Nacional Bolivariana ha perdido a 45 miembros, la Policía Nacional Bolivariana 36 oficiales, mientras que el Cicpc 32 detectives. 
Sandoval informó que en el estado Miranda han muerto 56 oficiales, en Aragua, 44 (entre todos los entes de seguridad); en Caracas, 42; en Carabobo, 27; en Bolívar, 22; y en Zulia, 18.
Disminuyó el crimen 
En años anteriores hubo un incremento en los delitos contra los funcionarios policiales, escoltas y militares en el país, pero, según la directora de Fundepro, en 2017 disminuyeron los asesinatos.
De acuerdo con estadísticas de la ONG, en 2012 asesinaron a 350 funcionarios; en 2013, a 295; en 2014, a 338; en 2015, 344; y en 2016, a 414 (este último es el año con mayor índice de funcionarios asesinados).
Sandoval aseguró que, en todo estos casos, solo ocho fueron mujeres y que los escoltas son los menos asesinados.

Información @elnacionalweb

Publicar un comentario El Periódico de Lara

 
Top