Los días pasan y las posibilidades de mejorar la calidad de vida de más de 3500 pacientes renales en Lara se agotan ante la no atención por parte de los entes gubernamentales.

Es por ello que nuevamente estos enfermos salieron a las calles a exigir a los entes públicos en que hagan un exhortó al gobierno para que a través del ministerio de salud en el país les atienda.

Jaqueline Pérez quién es paciente trasplantada desde hace 10 años relató que lleva cuatro meses padeciendo la falta de medicamentos y pidió a diputados y a las autoridades del gobierno ponerse la mano en el corazón y de esta manera puedan atender la crisis que hoy padecen.

Señalaron los enfermos que continuarán en las calles reclamando sus derechos.


Redacción. Ramón Veliz 

Publicar un comentario El Periódico de Lara

 
Top