La Intercomunal Cují-Tamaca de Barquisimeto amaneció este jueves cerrada tras una protesta de trabajadores de la planta de cemento Vencemos, quienes exigen el cumplimiento del contrato colectivo, el cual ha sido violentado en más de un 60 por ciento.

Según reportó nuestro periodista Ramón Veliz, son más de 300 trabajadores afectados por la situación.

Además exigen al Gobierno Nacional un incremento salarial. Alegan que lo poco que perciben no les alcanza para cubrir con la canasta básica ante el alto costo de los productos.






Redacción. Jeferson Banganho 

Publicar un comentario El Periódico de Lara

 
Top